martes, 27 de junio de 2017

Kokedamas, técnica japonesa para lograr plantas decorativas sin maceta



¡Kon'nichiwa Amig@s!

Hoy os traigo una técnica asociada a la jardinería, en concreto a una idea de ornamentación minimalista con plantas.

Pero antes de empezar, os voy a explicar... ¿qué es una kokedama?

Como su nombre indica, en japonés koke es musgo y dama es bola, bola de musgo.

Es una técnica milenaria japonesa que tiene ciertas similitudes con los bonsáis, ya que ambas técnicas retienen las plantas en pequeñas porciones de tierra, pero su mantenimiento es mucho más sencillo.



¿Qué necesitas para hacer un kokedama?

Materiales:

  • Una planta *
  • Sustrato
  • Turba
  • Musgo
  • Hilo grueso o cordón

* Se puede hacer kokedamas con cualquier planta, pero si quieres que dure bastante tiempo las que mejor se adaptan son plantas de interior y de crecimiento lento.



Procedimiento

Sustrato: Mezclalo con la turba en un cubo y añade agua hasta que la mezcla adopte una textura apropiada para formar una bola de barro de un tamaño apropiado para la medida de la planta.

*Un consejo: cuida las proporciones. A la hora de añadir el sustrato, hay que tener en cuenta que debemos ser generosos, pero sin pasarnos, para así dar espacio al crecimiento de la planta.

Musgo: El más apropiado es el sphagnum ya que es capaz de retener su peso en agua.

Sujeción: Ata la bola de musgo con el hilo de algodón o cordón. Empieza a dar vueltas a la bola con el hilo. Un consejo: Para que te sea más fácil, ves haciendo nudos de vez en cuando.


Cuidados y mantenimiento



Necesitan ubicaciones con bastante luz pero sin ser luz del sol directo.





El riego depende del tamaño y tipo de planta de la kokedama, pero por lo general:

  • En invierno se riega una vez cada dos semanas.
  • En verano se riega dos veces a la semana.

¿Cómo se riega un kokedama?

Se sumerge la bola de musgo en un bol con agua hasta que deje de salir burbujas. Se saca del bol o cuenco y se deja escurrir el agua sobrante.
De forma suplementaria se puede pulverizar con agua el musgo para así mantenerlo más tiempo verde.





Se puede añadir abono líquido en el agua del riego.



Y ahora que ya te he explicado lo más importante, ¿te animas a crear tu kokedama?

¡Prúebalo y explícame tu experiencia! ;)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails